Manual del buen performer dada

tapa

ANTIPRÓLOGO

Este manual que Usted, ¡Oh, asqueroso y maravilloso lector!, tiene el repugnante y despreciable orgullo de tener entre sus manos, le enseñará mucho más de lo que usted supone, necesita y realmente merece: unas cuantas excelsas e inobjetables lecciones sobre el arte, la vida y los jugos gastrointestinales. Desde la Colección Teatral Altas Llantas de la Editorial Pánico el Pánico (que nunca como antes hasta ahora al presentar este volumen, ha entrado tanto en pánico, valga la estúpida y vulgar redundancia), estamos real y asqueadamente orgullosos de auspiciar este manual creado por imbéciles y muy especialmente, destinado a imbéciles redomados. Un manual que modificará para siempre (es decir, válido solamente durante los próximos dos minutos), el campo del teatro performático en el desdichado e insoportable país en el que nos ha tocado, por desgracia, vivir.

A las pruebas me remito. Citaré a continuación in extenso (página 567, inciso 5, hexagrama 1456), uno de los tantos manifiestos que Usted, inmundo lector, encontrará en este excelso manual, lo cual da cuenta del decidido arrojo, pero también de la cobardía, la falta de apetito y la auténtica cretinez de los palurdos autores de este libro (quienes han decidido mantenerse sabiamente en el anonimato).

Así leemos entonces que:

“Este manual:

1. No tiene nada que ver con la literatura, la gastronomía, la actividad bursátil, ni las operaciones eróticas. Pero si es necesario, somos muy capaces de servirnos de estas actividades como todo el mundo.

2. El dadaísmo es y no es a la vez un medio de expresión fácil, difícil, estable e inestable, cambiante y fijo, pero fundamentalmente constituye un medio de liberación total del espíritu y de todo lo que se le asemeja (especialmente de aquellos procesos que tienen lugar en el interior más recóndito de nuestras vísceras).

3. Estamos decididos a hacer una revolución (por eso nunca hemos hecho nada, lo cual constituye en verdad y en falsedad, la mayor de las revoluciones).

4. Hemos unido la palabra DADAÍSMO a la palabra REVOLUCIÓN únicamente para mostrar el carácter desinteresado, despreocupado e incluso total y estúpidamente desesperado de esta susodicha revolución (un concepto que es, a su vez, enteramente digno del mayor desprecio).

5. No pretendemos cambiar en lo más mínimo las detestables costumbres de los patéticos performers de este país bananero y tercermundista de cuarta, sino que pensamos demostrarles gracias a este manual la extrema fragilidad de sus pensamientos, y sobre qué cimientos movedizos han construido sus temblorosas nociones sobre arte, política y excrementos.

6. Somos especialistas de la Rebelión. No hay medio de lucha que no seamos capaces de emplear. De ser necesario, te iremos a buscar a tu casa y te moleremos a palos hasta que entiendas que nuestra causa es justa e inigualable, advenedizo lector.

7. Decimos específicamente al mundo argentino: El ARTE existe sólo para ser martillado hasta ser destrozado, haciendo saltar así brutales chorros de sangre roja roja de sus putrefactos poros podridos.

8. Este MANUAL NO EXISTE. Este MANUAL NO ES UNA FORMA DE POÉTICA”.

Por último, para cerrar este tosco antiprólogo, permítame transmitirle, ¡Oh, oloroso lector!, mi más sincera y sentida recomendación, una vez que haya disfrutado y gozado sexual y orgiásticamente de este maravilloso manual y de su más impactante y gratificante performance asociada:

Váyase Usted, Amado Lector, a la recalcadísima y reputísima concha de su desvergonzada madre.

Gracias. Muchas gracias por los aplausos.

Que empiece el show.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s